Domingo , 18 noviembre 2018
Titulares de hoy
Inicio » Columnas » "Cuaderno de campo. La naturaleza en Requena-Utiel". » Zonas importantes para los mamíferos de España
Zonas importantes para los mamíferos de España

Zonas importantes para los mamíferos de España

Cuaderno de Campo. La Naturaleza en la Meseta de Requena-Utiel /Javier Armero Iranzo

29 de noviembre de 2016 datos-adjuntos-sin-titulo-00059

Acaba de llegar a mis manos un libro muy esperado. Lleva por título Zonas Importantes para los Mamíferos (ZIM) de España y está editado por Tundra, excelente referencia en el mundo editorial para temáticas de medio ambiente y que tan diligentemente dirige mi amigo Víctor Hernández (colaborador también del trabajo en varias ZIM de la provincia de Castellón).

Se ha publicado hace unos días tras varios años de preparación. Es uno de esos trabajos que bien merece la pena la espera. Desde el punto de vista de la información sobre la biodiversidad nacional, en este caso sobre el grupo taxonómico de los mamíferos, es fundamental; pero también lo es desde la óptica de la conservación de la naturaleza. Por tanto, lógico que dediquemos el presente artículo a presentarlo convenientemente.

Se trata de un trabajo colectivo que ha organizado y dirigido la SECEM (Sociedad Española para la Conservación y el Estudio de los Mamíferos) y en el que han participado más de 160 personas de toda España realizando tanto las prospecciones en el campo como la redacción de los textos que en la publicación final se exponen.

Como coordinadores aparecen Jorge Lozano, Unai Fuente, Juan Carlos Atienza, Sara Cabezas, Nacho Aransay, Carlos Hernáez y Emilio Virgós, a los que se ha de agradecer la difícil y compleja tarea de aglutinar esfuerzos de tanta gente y reconducirlos hacia una obra tan necesaria. El resultado final ha quedado felizmente plasmado en un voluminoso libro de 780 páginas.

Sin embargo, desde estas líneas quiero agradecer y valorar también el enorme esfuerzo y empeño dedicado por otro gran científico, en este caso valenciano, que ha sabido involucrar con su descomunal caudal de conocimientos y pasión a aquellos naturalistas que de una manera u otra pudieron colaborar en el proyecto en el ámbito de la Comunitat Valenciana. Y ese no es otro que el reconocido mastozoólogo Javier Barona Fernández, sin cuyo concurso este trabajo no hubiera sido igual.

Este año la SECEM está de enhorabuena; y por partida doble. Por un lado, por la misma publicación de esta obra, cuyos objetivos fundamentales impregnan el la-secem-cumple-25-anospropio ADN de la entidad científica (estudio y conservación de los mamíferos españoles). Y por otro, la fortuna de poder cumplir ahora los 25 años de su propia fundación, algo que, en los tiempos que corren, más marcados por el consumismo y la inmediatez, es un verdadero triunfo de la razón y del sentido común. Es un orgullo contar con una asociación nacional de estas características; y también una necesidad.

Pero volvamos al libro que da título al ensayo de hoy. En él se presenta un inventario de 170 zonas que se han considerado como vitales para la supervivencia de la comunidad de mamíferos españoles. Los objetivos que se persiguieron fueron: identificar, proteger y favorecer una gestión adecuada de una red de espacios prioritarios para la supervivencia de las poblaciones de mamíferos sobre la base de criterios objetivos.

Con la publicación de este catálogo de las mejores zonas de España para los mamíferos terrestres se posibilitará que las distintas administraciones con competencias en la protección del medio natural puedan desarrollar estrategias y planes de conservación de cada uno de estos lugares de importancia para el futuro de las distintas especies que le otorgan especial relevancia.

datos-adjuntos-sin-titulo-00074En este sentido se plantea la necesidad de promover su protección legal en base a la legislación autonómica, estatal o internacional. En realidad, y viendo el valor de cada una de estas áreas de importancia para los mamíferos que se dan a conocer ahora, las ZIM deberían pasar automáticamente a formar parte de la Red Natura 2000, constituyéndose en Lugares de Interés Comunitario (LIC) o Zonas de Especial Conservación (ZEC).

La Directiva Europea de Hábitats obliga a todos los estados miembros de la Unión Europea a proteger las mejores zonas para un largo listado de mamíferos, y que aparecen en este exhaustivo catálogo de Zonas Importantes para los Mamíferos de España. Sin embargo, la realidad es que apenas se ha hecho efectiva. Así, sólo el 42% de la superficie de las ZIM de España está reconocida como LIC, y si añadimos alguna otra figura de protección el porcentaje apenas sube al 46%. Queda claro que existe un notable déficit de protección del hábitat que las especies de mamíferos más importantes necesitan para su supervivencia.

Desde luego, queda mucho por hacer. Esperemos que la publicación de este magnífico trabajo contribuya a la protección efectiva de este valioso patrimonio natural como son los mamíferos de cara al futuro.

Cada uno de los lugares que se han inventariado se ha presentado en el libro con la siguiente información pormenorizada: criterios de inclusión, superficie, provincias y comunidades autónomas donde se localiza, descripción física (geografía, climatología, vegetación, actividad económica e impactos sobre el medio ambiente), valor mastozoológico, especies presentes, especies que cumplen criterios en la ZIM (población y tendencia), otros valores naturales presentes, principales amenazas detectadas para la comunidad de mamíferos, y autor o autores que han redactado el texto.

Al analizar el libro hay que destacar que la situación de conservación de las ZIM de España es, en general, negativa. El grado de amenaza detectado que presentan a corto y medio plazo es elevado. Los factores que más condicionan negativamente la continuidad de los mamíferos de mayor valor en cuanto a su estado de conservación nacional, y que aparecen en más del 70% de las ZIM de España, son: la destrucción del hábitat, la destrucción o degradación de las riberas fluviales, las molestias, las carreteras peligrosas y la caza insostenible.

Se hace por tanto necesario y urgente acometer medidas para minimizar estos impactos en las distintas ZIM y asegurar así la continuidad de las poblaciones de mamíferos en ellas, y por tanto en todo el territorio nacional.

cabra-montes

Cabra Montés

A nivel de la Comunitat Valenciana, las cosas no pintan mejor para los mamíferos. Sólo un 29% del total de la superficie autonómica está reconocida como ZIM; siendo la autonomía nacional cuyo porcentaje relativo es menor. Además no llega a la mitad la superficie de las mismas que está reconocida como Lugares de Interés Comunitario, aunque si se le añade las Zonas de Especial Importancia para las Aves (ZEPA), figura también reconocida por la Red Natura 2000, el porcentaje sube al 66%. Esto quiere decir, obviamente, que queda aún un 34% de la superficie de las ZIM valencianas sin la cobertura de protección necesaria para garantizar la conservación de sus mamíferos más relevantes.

De las 29 ZIM que presentan todo o parte de su territorio en la Comunitat Valenciana, nada menos que 7 de ellas se localizan en la Meseta de Requena-Utiel, o al menos en algún sector de sus términos municipales, lo que corrobora la importancia de nuestra comarca para la preservación futura de este tipo de animales. Son conocidas con las siguientes denominaciones: 071-Sierra de Las Cuerdas, Valle del Cabriel y Cerro Moro, 091-Alto Turia y Ríos del Rincón de Ademuz, 092-Vallejo de la Bicuerca, 093-Borde Este de la Sierra de Utiel, 094-Barranco Hondo y Vega de Requena, 095-Cañadas y Ramblas del Altiplano, y 096-Sierras del Suroeste de Valencia y Hoces del Cabriel y el Júcar.

De todas ellas únicamente la primera apenas aporta una escasa cantidad de terreno comarcal ya que sus 213.000 hectáreas se localizan casi íntegramente por municipios del entorno de los ríos Cabriel, Guadazaón y Valdemembra situados en la provincia de Cuenca. Destaca por la presencia del topillo de Cabrera (Microtus cabrerae), que se halla distribuido en distintas colonias, las buenas poblaciones de mamíferos carnívoros, especialmente de nutria, así como de quirópteros presentes en numerosas cuevas de especial importancia para ellos. Llama poderosamente la atención la citación del topo ibérico (Talpa occidentalis) en esta ZIM, del que no se conoce ninguna referencia actual en la provincia de Valencia a pesar de los esfuerzos dirigidos en los últimos años a analizar su posible presencia. Estaría bien confirmar la situación actual de este insectívoro y su tendencia futura en estas tierras contiguas a la nuestra.

datos-adjuntos-sin-titulo-00071La ZIM 091-Alto Turia y Ríos del Rincón de Ademuz comprende más de 48.000 hectáreas de extensión y se distribuye por cuatro términos municipales de la provincia de Cuenca (Talayuelas, Landete, Santa Cruz de Moya y Graja de Campalbo), uno de la de Teruel (Arcos de las Salinas) y diez de la de Valencia, pertenecientes tanto a las comarcas de La Serranía (Benagéber, Tuéjar, Titaguas y Aras de los Olmos) como del Rincón de Ademuz (Castielfabib, Vallanca, Ademuz, Casas Altas y Casas Bajas) e incluso de la de Requena-Utiel, ya que se extiende también por gran parte de Sinarcas, en el entorno inmediato del río Regajo.

Esta ZIM destaca por la presencia de nutria (Lutra lutra), rata de agua (Arvicola sapidus), topillo de Cabrera, gato montés (Felis silvestris), cabra montés (Capra pyrenaica) y varias especies de quirópteros forestales muy raros en el levante peninsular como la barbastela (Barbastella barbastellus) o el nóctulo pequeño (Nyctalus leisleri), y por presentar la mejor zona para corzo (Capreolus capreolus) de la provincia de Valencia, en clara expansión demográfica y geográfica desde finales del siglo XX y que le ha hecho recolonizar territorios de los que estaba ausente desde hace prácticamente un siglo.datos-adjuntos-sin-titulo-00068

Se han declarado cuatro Zonas de Importancia para los Mamíferos en la Meseta de Requena-Utiel teniendo en cuenta a uno de los mamíferos más importantes a nivel nacional e incluso internacional con los que cuenta el país. Se trata del topillo de Cabrera (Microtus cabrerae). De hecho, de todas las especies de mamíferos de los que cuenta España, el topillo de Cabrera tiene un Valor Específico de Conservación (VEC) tan alto que lo sitúa en el séptimo lugar, solo por detrás de especies tan emblemáticas como el lince ibérico (Lynx pardinus), el visón europeo (Lutreola lutreola) o el desmán ibérico (Galemys pyrenaicus), o de raras exclusividades macaronésicas como el murciélago orejudo canario (Plecotus teneriffae), la musaraña canaria (Crocidura canariensis) o el murciélago de Madeira (Pipistrellus maderensis). El VEC es un índice que vincula el grado de endemicidad de una especie con su prioridad de conservación. Hay que recordar que el topillo de Cabrera únicamente se distribuye en el mundo por unas pocas localidades situadas en la península ibérica. Una verdadera joya que tenemos la obligación, como sociedad, culta y comprometida que formamos, de mimar y preservar.

Estas zonas son: 092-Vallejo de la Bicuerca, 093-Borde Este de la Sierra de Utiel, 094-Barranco Hondo y Vega de Requena, y 095-Cañadas y Ramblas del Altiplano. En todas ellas existen varias poblaciones de topillo de Cabrera asociadas a rodales de juncales y pequeñas praderas de hierba que permanecen verdes durante todo el año por tener el nivel freático muy cercano a la superficie.

La primera de ellas se localiza en una cañada de la sierra de la Bicuerca, en el término municipal de Utiel, y tiene una superficie aproximada de 1.700 hectáreas. Se conocen cuatro colonias de topillo de Cabrera allí, pero además tiene un valor añadido por la altas densidades de conejo que allí se dan y que ofrecen un recurso trófico fundamental que permite la existencia de una buena composición de la comunidad de mamíferos carnívoros.

Umbria-de-la-sierra-martes

Umbría de la Sierra Martes

La ZIM 093-Borde este de la Sierra de Utiel cuenta con un paisaje típico de media montaña con cañadas y barrancos que vierten sus aguas hacia el río Reatillo. Se localiza al norte del término de Requena y tiene una extensión de 1.580 hectáreas que ocupan las pedanías de La Cañada, Villar de Olmos y Las Nogueras y su entorno más inmediato. También presenta interés por albergar la presencia de rata de agua y corzo, así como de distintas especies de mamíferos carnívoros, destacando el gato montés y la comadreja.

La ZIM 094-Barranco Hondo y Vega de Requena también se localiza en el municipio de Requena en la vega agrícola del Magro, en el mismo entorno de las pedanías de El Derramador y Roma. Aparte de la presencia de topillo en herbazales y juncales mantiene también unas poblaciones aceptables de rata de agua y conejo.

Por último la otra ZIM de especial relevancia para el topillo de Cabrera se denomina 095-Cañadas y Ramblas del Altiplano y consta de unas 3.200 hectáreas de terreno en el límite de los municipios de Venta del Moro y Requena, al suroeste de la comarca. Se conocen al menos 5 lugares apropiados donde se ha podido confirmar la presencia del roedor.

Pero de todas las ZIM de las que cuenta la comarca de La Meseta de Requena-Utiel, la más extensa de todas con diferencia es la denominada 096-Sierras del Suroeste de Valencia y Hoces del Cabriel y del Júcar. En total suma nada menos que 360.000 hectáreas, de las que también se distribuyen por municipios de otras comarcas vecinas valencianas,  como por ejemplo el Valle de Ayora, o incluso de las provincias de Cuenca y Albacete.

Posiblemente sea una de las áreas más valiosas de todo el este peninsular para los mamíferos ibéricos, ya que cumple sobradamente con los criterios propuestos para muchas especies endémicas o amenazadas. Así hay que destacar las poblaciones de cabra montés, de las más numerosas de todo el país, de gato montés, de nutria, de rata de agua, de topillo de Cabrera y de varias especies de murciélagos cavernícolas ciertamente amenazados.

Además, por sus características orográficas y de vegetación, por contar con una demografía humana relativamente escasa, y por presentar zonas con altas densidades de conejo, es una firme candidata para intentar reintroducir a una de las especies más valiosas desde el punto de vista de la conservación no sólo de España sino de todo el mundo como es el lince ibérico (Lynx pardinus). Su presencia en este territorio ha sido frecuente hasta mediados del siglo XX, pudiendo sobrevivir en algunas zonas seguramente hasta la década de los años 80, y quizás también de la siguiente.

Esperemos que la publicación de este libro, fruto de tantos esfuerzos de investigadores y apasionados de la naturaleza, tenga consecuencias en la mejora de los hábitats donde aún viven los mamíferos ibéricos más amenazados. Hay que recordar que España, a día de hoy, todavía se considera como uno de los países más ricos en biodiversidad de todo el continente europeo. Sin embargo, el rápido progreso que, afortunadamente, está viviendo nuestra nación en las últimas décadas puede, sin embargo, condicionar la supervivencia de cada vez más especies, por lo que la creación de este catálogo es fundamental como punto de partida para las futuras estrategias de conservación de vida silvestre que se deben adoptar.

La Meseta de Requena-Utiel tiene un papel destacado en la distribución y preservación de muchas de sus especies, muchas de ellas muy poco conocidas por sus propios habitantes. El conocimiento y divulgación de sus valores naturales son tareas  imprescindibles para poder conservarlos. Este libro constituye una magnífica herramienta para poder cumplir ese objetivo.

Espero que les guste.

 

JAVIER ARMERO IRANZO

 

Deja un Comentario

Scroll To Top